Home Consejos Cuidado con lo que publicamos en nuestras redes sociales

Cuidado con lo que publicamos en nuestras redes sociales

1243
1
SHARE

Muchas empresas, especialmente las grandes, rastrean en internet a sus candidatos para conocer a la persona en realidad, o al menos lo que muestran sus redes. Según Iria Vázquez-Palacios , Directora de Servicios y Calidad de Adecco, “las redes sociales se han consolidado como un apoyo fundamental para la atracción y selección de talento. Desde el punto de vista de los candidatos, las redes sociales son estratégicas en el desarrollo de su marca personal mientras que para los reclutadores son fuente de búsqueda de talento y de información sobre la persona a la que van a contratar”.

Las redes sociales son un escaparate donde se puede mostrar todo lo que concierne a nuestra vida: a través de ellas expresamos lo que nos gusta o nos disgusta, lo que pensamos sobre la actualidad, las fotos de nuestros viajes, nuestras fiestas, etc. Se han convertido en una auténtica enciclopedia de personas donde podemos saber cosas de la vida de otras personas sin siquiera conocerlas.

Un altísimo porcentaje de personas tiene perfiles en las redes sociales, y eso incluye a las personas que nos dan trabajo o que nos contratarán en un futuro. Por eso es preciso usar el sentido común y adecuar los contenidos que publicamos, pensar antes de actuar.

Muchas empresas, especialmente las grandes, rastrean en internet a sus candidatos para poder ver cómo es esa persona en realidad, o al menos lo que muestran sus redes. Esta práctica seguramente irá al alza y acabarán adoptándola todas las empresas, independientemente de su tamaño, ya que es algo sencillo y sin coste que sólo exige una conexión a internet y unos minutos.

Según datos extraídos del Estudio Adecco sobre Redes Sociales y Mercado de Trabajo, nueve de cada diez empresas tienen en cuenta la reputación online de los candidatos a la hora de hacer una selección. “Las empresas utilizan las redes no solo para buscar candidatos, sino para saber más de ellos, y una buena o mala utilización de sus perfiles públicos puede marcar la diferencia entre dos finalistas”, comenta la responsable de Servicio y Calidad de Adecco.

Por este motivo, entre los más jóvenes se está extendiendo la costumbre de eliminar contenido de sus redes sociales, especialmente todo aquello que hace referencia a actos o situaciones que puedan perjudicar su imagen y su posible contratación.

Cuando eres joven y creas por primera vez tus perfiles en redes sociales, tus objetivos es simplemente conectar con tus amigos, conocer gente, compartir información, ligar…pero a medida que van pasando los años, descubres la función que pueden desempeñar las redes para temas laborales, con lo cual tu contenido va madurando y adaptándose a la nueva situación.

Algunos pueden pensar si esto es ético o no, ya que cada individuo en su tiempo libre puede hacer lo que quiera. Pero también es cierto que lo que hacemos cuando no trabajamos es lo que nos define: nuestras aficiones, nuestros gustos, nuestra personalidad, etc.

Sea como sea, está claro que subir contenidos inapropiados a nuestras redes sociales puede perjudicarnos de cara a nuestro trabajo actual o futuro, así que lo mejor es adaptarse a los tiempos y cuidar nuestros contenidos publicados en las redes sociales.

1 COMMENT

LEAVE A REPLY